Planificar el cuatrimestre
EstudioHábitos de estudio

Cómo planificar el cuatrimestre o semestre de estudio

Empieza otro periodo de cursada para muchos universitarios. Hay muchas expectativas en todo lo que viene y lógicamente, mucha ansiedad. Veamos algunas claves para planificar el cuatrimestre o semestre  y hacer que nos resulte lo más productivo y fácil posible.

1. Fijar metas y prioridades

Tan simple como determinar cómo vamos a querer terminar el periodo de clases. En algunos casos nos conformaremos solo con aprobar todas las asignaturas. Pero sabemos que a veces algunas materias son muy difíciles, entonces tal vez nos conformemos con llevarla adelante lo mejor que podamos y darle prioridad a otras que sabemos podemos aprobar. Cualquiera sea el caso, hay que anotar las metas y tenerlas presente todo el tiempo porque en base a ellas determinaremos las prioridades.

2. Elegir cátedras de acuerdo a nuestra capacidad y orientación

En algunas facultades es posible elegir cátedras, distintos cursos para una misma materia. Algunas son difíciles, otras muy fáciles. Los alumnos muchas veces se terminan inscribiendo por una cuestión de horario. Lo ideal es elegir la cátedra que mejor se ajuste a nuestro nivel y a la orientación que buscamos. Para saber cuál elegir lo mejor es consultar con gente que ya las haya cursado. En este punto también es importante conocer qué es el Programa Académico de la materia.

3. Imprimir temarios y calendarios de las asignaturas

En la primera semana de clases nos darán los temas que trata cada materia y también, en algunos casos, un cronograma de dictado de clases como parte de un calendario académico que puede ya incluir quizás las fechas de examen. En general todo este material está alojado en una página de internet y es recomendable imprimirlo. Si buscan planificar el cuatrimestre para que nada se les escape,  les recomiendo el calendario online para imprimir que ya hemos visto en Mentes Liberadas.

Si prefieren no imprimir por un tema ecológico, pueden volcar los temarios a algún dispositivo móvil como puede ser una tablet.

Si no quieren imprimir para preservar el medio ambiente, intenten al menos organizar esta información de forma digital para que la tengan disponible cuando la necesiten.

4. Separar en carpetas cada asignatura

Esta es una muy buena costumbre que se deriva en parte de la metodología GTD. Conviene conseguir una carpeta de cartulina por materia, de esas que no tienen ganchos y meter apuntes, fotocopias, textos impresos, guías de ejercicios o cualquier cosa vinculada.

5. Obtener insumos de librería

El comienzo de la cursada es una buen momento para planificar el cuatrimestre y además chequear como estamos con los insumos de librería. Lapiceras, lápices, hojas no pueden faltar. Si hay que comprar algo, podemos hacerlo pensando en que alcance para el final del periodo. En el artículo útiles escolares para estudiantes universitarios tiene una especie de lista de control para saber si les está faltando algo. Presten especial atención al tema de los bolígrafos de calidad, que pueden ofrecer un plus a los apuntes, aunque son más caros.

6. Fijarse horarios de cursada y estudio

Cada cuatrimestre o semestre hacen cambiar nuestra vida no solo por las materias que nos tocan, sino por los horarios que tienen. Hay que organizarse bien para tener tiempo de cursar, estudiar, descansar, dormir y divertirnos. Si nos quisiéramos fijar un cronograma, el comienzo de la cursada es el mejor momento para armarlo.

7. Chequear días hábiles y feriados de todo el periodo

Para planificar el cuatrimestre hay que ver cuánto tiempo disponemos durante su transcurso. Tomamos el calendario y vemos cuántos días hábiles habrá y lo más importante: cuántos feriados y cuándo caen. Esos días en que no tenemos clases pueden llegar a ser vitales para estudiar en el futuro. Les recomiendo el artículo los feriados y los estudiantes universitarios, que hemos visto ya hace tiempo.

8. Hacer compañeros en cada asignatura

En la primera semana conviene buscar compañeros que cursen las mismas materias así juntos pueden llevar adelante las asignaturas de mejor manera. Si no hay, entonces es preferible buscar al menos un compañero en cada materia. Lo ideal es formar un grupo de estudio. Si ven que hay posibilidades, adelante.

Aunque la asignatura no requiera trabajo en equipo, siempre es bueno tener alguna persona conocida en cada curso.

9. Conseguir bibliografía

En cuanto sepamos la bibliografía que vamos a necesitar, podemos ponernos a buscar los libros. Buscar gente que haya aprobado la materia que hacemos y ya no necesite los libros es una buena idea. No olvidarse de los sitios de compra y venta por internet donde a veces podremos conseguir manuales a precios muy bajos.

10. Buscar información en internet

Sitios webs especializados, blogs, textos, videos y documentos de lo que vamos a estudiar. Todo puede llegar a servir en muy poco tiempo. Recomiendo tomar el temario de la materia y empezar a buscar información en internet, incluso de temas que falta tiempo para verlos en clase.

Última actualización el 2018-09-18 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario

avatar
1024
Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.