pensamiento lateral
Creatividad

¿Qué es el pensamiento lateral y para qué sirve?

El pensamiento lateral es un enfoque distinto que se utiliza para resolver algunos problemas. Se diferencia del pensamiento lógico y deductivo al cual también se suele llamar pensamiento vertical, que intenta llegar de forma directa a la solución de un problema. En cambio, el pensamiento lateral, se basa en principios como la creatividad e implementa técnicas que producen el acercamiento a la solución de forma indirecta.

El término pensamiento lateral viene del inglés Lateral Thinking y fue creado en 1967 por Edward de Bono, escritor y psicólogo graduado en la Universidad de Oxford y de origen maltés. En su libro El pensamiento lateral práctico, introduce el concepto y explica esta forma de enfocar los problemas para buscar soluciones. Edward de Bono es también el creador del concepto de mapas mentales del que tanto hemos hablado en Mentes Liberadas.

La mayoría de las personas estamos educadas para pensar el mundo con determinadas limitaciones. Por ejemplo, cada objeto que nos rodea tiene una función. Un vaso común y corriente, con forma cilíndrica, está hecho para alojar líquido en su interior. Sin embargo, también puede servir como plantilla para hacer círculos sobre un papel utilizando un lápiz. Y también puede servir de pisapapeles.

El pensamiento lateral busca quitar todas las limitaciones que existen al pensar en una situación. Busca abrir la mente y no cerrarse en una única estructura. Su objetivo es hacer nuevas preguntas, dar rienda suelta a la creatividad y a afinar el pensamiento lógico que ya tenemos.

Puede servir para solucionar problemas de todo tipo. Desde un asunto técnico en el plano profesional hasta un inconveniente doméstico.

Métodos del pensamiento lateral

Esta forma de encarar los problemas no son solamente conceptos abstractos. Existen técnicas prácticas que se pueden utilizar para aplicar la teoría. Según el libro o la referencia que encuentren sobre este tema, la clasificación de estas técnicas varía. Sin embargo, pueden resumirse en los siguientes grupos.

Palabra al azar

Se elige el nombre de un objeto al azar, o se busca un sustantivo de forma aleatoria en el diccionario. En base a esa primer palabra, se busca otra que esté conectada y a su vez que se acerque al problema. El objetivo es ir disparando nuevas ideas hasta llegar a la solución.

Provocaciones

Hay distintas técnicas. Escape es una de ellas. Se ignora alguna característica del problema y se intenta solucionarlo igual.

Inversión

Se invierte el sentido del problema y se intenta convertirlo en exactamente el opuesto. Otra forma es “girarlo”. La idea es nuevamente dar con algo nuevo que aporte a la solución del problema original.

División

Consiste en descomponer el problema en partes menores y tratar a cada una de ellas como si fuera un sistema aparte. Nuevamente, no para estudiar y resolver pequeñas partes del todo, sino para encontrar alguna pista que permita acercarse a la solución buscada.

Existen muchas más técnicas, aquí solamente les expliqué algunas de forma breve para que entiendan de qué se trata el pensamiento lateral y para que se den cuenta que quizás en algún momento lo han utilizado, aunque sin darse cuenta de lo que realmente era.

Ejemplos de problemas de pensamiento lateral

La irrupción de este nuevo concepto dio lugar a la aparición de problemas de ingenio que se resuelven utilizando el pensamiento lateral. Voy a poner dos aquí para que tengan como ejemplos. Son problemas simples que se pueden resolver pensando un poco. Entiendan que no son los únicos tipos de problemas que se pueden resolver usando el pensamiento lateral, sino que representan, tal vez, la forma más fácil de mostrar este enfoque. Las soluciones aparecen debajo.

  1. Un hombre aparece muerto en un descampado, con un paquete cerrado a su lado. A medida que se acercaba a ese lugar, el hombre sabía que su muerte era inevitable. ¿Cómo llegó ahí?
  2. Una mujer dejó su carnet de conducir en casa. No se detuvo en un paso a nivel, ignoró una señal de dirección prohibida y anduvo en dirección contraria durante más de tres cuadras. Un policía de tránsito vio todo esto, pero no hizo nada al respecto . ¿Por qué?

Soluciones

  1. El hombre cayó desde un avión pero su paracaídas no se abrió. El paquete era el paracaídas. Lo interesante de este problema es que se suele pensar que el hombre llegó a ese lugar caminando, es decir, en dos dimensiones, sin tener en cuenta la tercera dimensión que proporciona la altura.
  2. La mujer iba a pie. Aquí la confusión parte de dar por sentado que estaba conduciendo un vehículo debido a la primera oración. Siempre hay que analizar bien el problema y no cerrar ninguna posibilidad.

Más información sobre el pensamiento lateral

2 Comentarios

  1. Alejandro de Luca.

    Felicitaciones por esta página.
    Es lo que necesitan los estudiantes ahora para suparar sus dificultades de aprendizaje.
    Gracias por mantener esta comunicación
    Guillermina Varela

Deja un comentario

Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.