estudiar cuando hace mucho frio
Bienestar

5 consejos para estudiar cuando hace mucho frío

Llega el frío y las condiciones para estudiar en casa se ponen más difíciles. No todos disponen de sistemas de calefacción para estar cómodos a la hora de sentarse con los libros. Vamos a conocer 5 tips para estudiar cuando hace mucho frío.

Abrigarse

No es ninguna novedad que cuando hace frío hay que ponerse ropa. A mí lo que me ha dado resultado es utilizar varias capas. Debajo, una remera o camiseta de mangas largas lo más pegado al cuerpo posible. Encima puede ir un buzo y arriba de eso, un pullóver.

También ayudan mucho las poleras y las bufandas o pañuelos en el cuello. La bufanda puede enrollarse en el cuello y lo que sobra caer sobre el pecho, debajo del pullóver. Si no tienen un pullóver, pueden usar una campera finita, de esas que se usan para hacer gimnasia.

Los pies se pueden cubrir con medias gruesas y largas que suban hasta la pantorrilla. Por supuesto que si tienen frío en las cabezas y las orejas, entonces es necesario un gorro. Pero yo creo que si el frío es tanto que congela las orejas, entonces ya es demasiado y se hace necesario utilizar calefacción.

Tomar bebidas calientes

Además de calentarnos de afuera hacia adentro, también podemos calentarnos de adentro hacia afuera. Para eso, es necesario tomar bebidas calientes. Al mediodía o a la noche podemos preferir por un almuerzo o cena con una sopa. A la mañana, una taza de café, , leche o mate cocido puede ayudar mucho.

Café - Estudiar cuando hace mucho frío

El hecho mismo de tener una taza caliente en las manos va a contribuir a reducir la sensación de frío.

Calentar las manos

Creo que el mejor medidor de si es posible estudiar o no con frío no es la medida de un termómetro sino la sensibilidad en las manos. Si tenemos las manos congeladas y si es difícil articular los dedos al escribir entonces las condiciones no están dadas.

Es importante calentar las manos, alcanza con acercarlas a una hornalla encendida, un hogar, una estufa, o simplemente frotándolas.

Estudiar cuando hace mucho frío - Calentar las manos

No agobiarse con la calefacción

Los que tienen una estufa o algún sistema de calefacción, lo importante es mantener la temperatura de la habitación donde estudian en un nivel agradable, pero que no llegue a agobiar. No es la intención convertir el clima de frío a tropical. Tengan en cuenta los cambios de temperatura cuando van de una habitación a otra de la casa.

El uso desmedido de los sistemas de calefacción les puede traer cansancio, dolores de cabeza y por supuesto, una cargada cuenta en el consumo de energía.

Estudiar cuando hace mucho frío. No agobiarse por la calefacción

Ventilar la habitación

Luego de algunas horas de estudio con el ambiente calefaccionado, es recomendable apagar la calefacción, abrir puertas y ventanas y permitir que el aire se renueve. Podemos aprovechar ese momento para hacer un intervalo grande; cortar el estudio y volver dos o tres horas después, para retomar la actividad.

Estudiar cuando hace mucho frío - Ventilar la habitación


Hay que entender que no es posible estudiar cuando hace mucho frío. Si no tenemos forma de calefaccionar el ambiente o abrigarnos para evitarlo, entonces es necesario buscar algún lugar donde las condiciones estén dadas.

Deja un comentario

Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.