dejar todo para último momento
EstudioHábitos de estudio

No dejes todo para último momento

Una mala costumbre de muchos estudiantes es dejar todo para último momento e intentar realizar en horas lo que lleva semanas. Vamos a explicar por qué está mal y cómo evitarlo.

A todos nos ha pasado que vamos postergando la realización de un trabajo práctico o el estudio de una determinada asignatura, hasta que ya es demasiado tarde y llega en momento que si no lo hacemos, ponemos en riesgo nuestra regularidad en la cursada o la aprobación de la materia.

Muchos dirán que a pesar de ser arriesgado, este método funciona. Yo diría que “a veces” funciona. Es en realidad un arma de doble filo.

Por qué no hay que dejar todo para último momento

Porque perdemos calidad y eficacia

El resultado de hacer algo en pocas horas y a las apuradas nunca va a estar al nivel de algo hecho con tiempo. Y no siempre da resultado.

Porque no aprendemos a planificar

Al dejar todo para último momento omitimos la planificación. Se supone que cada una de las actividades que uno realiza en la escuela o universidad debe llevar una organización por parte del alumno. Es decir, aprendemos no sólo a rendir exámenes y entregar trabajos prácticos, sino también a organizarnos para que cuando seamos profesionales podamos planificar proyectos.

Porque nos genera estrés

Esto ocurre porque estamos en una situación límite. Alguno puede pensar que esto en realidad es lo que nos lleva a realizar el trabajo como una especie de estímulo a presión. Pero yo digo, ¿para qué sentirse mal a último momento si podemos planificar todo con tiempo y estar la noche anterior a la entrega o al examen mirando la tele o navegando por internet tranquilos sabiendo que ya hicimos todo antes?

Cómo evitar dejar todo para último momento

Ahora veamos cómo podemos evitar caer en la tentación de hacer todo a último momento.

Empezar temprano

Si es un trabajo práctico, empezar desde el día que nos lo asignan. Esto no es para ganar tiempo, sino para tener una idea de cuánto nos puede tomar completarlo. A lo mejor ocurre que vemos que es muy fácil y que puede ser postergado. Pero en otros casos tal vez nos demos cuenta que va a ser muy largo y que vamos a tener que dedicarle tiempo varios días a la semana.

Llevar las materias al día

Si es un examen hay que ir incorporando los temas día a día. Es de lo que hablamos cuando decimos que tenemos que llevar las asignaturas al día.

Planificar

Esto significa armar un cronograma si es necesario. En él pondremos por día que es lo que tenemos que hacer y alguna meta que puede tener plazos por semanas. Así podremos llevar el control de cómo estamos avanzando. Pueden repasar el artículo sobre cómo preparar un final para la universidad.

Última actualización el 2018-10-17 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

1
Deja un comentario

avatar
1024
1 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
0 Comment authors
Consecuencias de dejar el estudio para el último día Recent comment authors
trackback

[…] de todas maneras vas a suspender y entonces, ¿para qué? Lo que debemos es evitar esperar hasta el último momento porque sin duda el día del examen llegará, por muy lejos que parezca que está. Las horas pasan y […]

Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.