malos profesores
Universidad

Cómo identificar a los malos profesores

Hay maestros y maestras geniales. Que nos inspiran, que nos hacen ser mejores, que nos potencian. Pero también hay maestros que dejan muchísimo que desear. En esta nota, cómo identificarlos para evitar sufrir asistir a clases con alguien que no tiene el más mínimo interés en enseñar. Cómo identificar a los malos profesores.

A lo largo de una vida en la escuela primaria, secundaria o en la universidad vamos teniendo distintos tipos de docentes. Algunos mejores y otros peores. Algunos inolvidables y otros totalmente olvidables. Vamos a hablar de estos últimos y a aprender a identificarlos.

¿Para qué identificar a los malos profesores?

Porque en la universidad uno tiene que tener cuidado con las clases. A veces la persona a cargo de un curso no sabe dar clases o directamente no entienden nada del área que deberían dominar. Eso nos puede llegar a confundir. Lo hemos visto en el artículo consejos para tomar apuntes en la universidad. Es importante siempre anotar quién da la clase. No es lo mismo un ayudante que un profesor. Y no es lo mismo el profesor que domina los conocimientos de la materia que el que no.

Identificar a los malos profesores, entonces, nos servirá para saber si las clases son confiables y también para no hacernos perder tiempo. Siempre que podamos, podremos irnos cuando toma el control de la clase esa persona.

Características de los malos profesores

Básicamente, una persona sin vocación de docencia tiene las siguientes características:

1. Tiene otro trabajo

Y no nos referimos al docente que no le alcanza el sueldo y tiene que recurrir a otro empleo para vivir dignamente. No. Esta clase de profesores tiene una empresa (una consultora, por ejemplo), o es gerente en el sector privado. No le interesa dar clases en realidad, pero sí le interesa alimentar su ego diciendo que es profesor. Y, además, nada mejor para aumentar sus honorarios que tener en su CV un ítem que diga “docente”.

2. Llega siempre tarde

Su trabajo es su prioridad y cuando se hace tiempo, va a dar clases. Es por eso que llega siempre media hora o una hora tarde. Por supuesto que no avisa, no pide disculpas y no ofrece ningún tipo de explicaciones. Para estas personas es algo completamente natural y lógico que pase de acuerdo a las prioridades que maneja. Primero otras cosas, luego dar clases.

3. Falta sin avisar

Como una extensión del  ítem anterior, si no puede ir, no va a dar clases. ¿Para qué avisar? Total el alumnado a él no le interesa. Poco le importa los alumnos que recorren grandes distancias y pasan mucho tiempo en el transporte público para poder llegar a la sede de la universidad o al centro de estudios.

4. No se preocupa porque aprendas

Cualquier docente que ame su profesión sabe que lo más importante es transmitir conceptos y que puedan ser asimilados por sus alumnos. Pero a este tipo de docente esto no le importa. Él da su clase y listo: el que entendió bien y el que no, que se arregle.

5. Cuando le preguntas algo, no tiene respuestas

Hacerle una consulta a este tipo de docentes es casi suicida. Puede llegar a responder cualquier cosa con tal de irse y lo más seguro es que ponga alguna excusa para justificar su falta de conocimiento en un área que debería dominar.

6. Tiene dificultades con conceptos básicos

Puede ser que demuestren deficiencias en conocimientos básicos, aunque estos no pertenezcan a la asignatura que él da. Sería un ejemplo exagerado, pero podríamos citar a alguien que da clases de matemática avanzada y no se acuerde bien como sumar y restar sin la calculadora.

7. Explica mal

Porque no tiene facultades didácticas. Puede que sepa de su área, pero no lo sabe transmitir. Las clases resultan ser un desastre.

Puede ser que vaya muy rápido. O que se olvide de explicar algo central y tenga que retroceder 40 minutos la clase. También puede ocurrir que no sepa como ordenar las ideas de una simple frase.

Explicar mal los temas que debería dominar es un síntoma importante.

8. Delega todo lo que puede

En el ámbito académico, los profesores se rodean de ayudantes. Pero alguien sin ganas de enseñar, lo que hace en realidad es usarlos y traspasarles absolutamente todas las responsabilidades para que lleven adelante la cátedra.

9. Tiene mala letra en el pizarrón

Esto se da en algunos casos. En otros, no. Depende mucho del docente. Pero muchas veces es un síntoma claro de que no están preparados para dar clases.

10. Interrumpe la clase para atender llamadas

¿Hace falta añadir algo más? Una cosa es una llamada de emergencia que no se extienda mucho. Pero atender el teléfono en plena clase durante varios minutos ya roza la falta de respeto. Más si se lo combina algunos de los ítems anteriores.


En síntesis, esta nota pretende alertar a los estudiantes más nóveles que tienen un concepto alto de cualquier persona que se ubique frente a un curso. No todos son excelentes maestros, eso lo sabemos; pero están estos que son pésimos y pueden causarnos muchos problemas.

Última actualización el 2018-09-19 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

6
Deja un comentario

avatar
1024
3 Comment threads
3 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
4 Comment authors
AlanAlejandro De LucamanuelalejandroMartín Recent comment authors
Martín
Guest
Martín

Hoy descubrí esta página web y me parece que tiene entradas muy interesantes, además de que las respuestas a nuestras preguntas son muy acertadas y responsables.

Apenas estoy leyendo algunos post que encontré, así que esto que pido tal vez ya haya sido escrito: ¿Qué sucede si tal vez no se es mal profesor pero sientes que en parte sí lo eres, que tus clases hacen agua permanentemente? ¿Qué sucede si tal vez no se es mal profesor, pero sientes que mejor deberías dedicarte de lleno a otra cosa?……

manuel
Guest
manuel

En la ucab hay muchos profesores que ya en primer semestre le cantan en voz cantada a los alumnos que en 5to semestre no aprobaran su materia. Lo peor es que son ique estudiafos de oxford que para mi los considero basura por que creo que por etica y moral ningun docente deberia hacer estas burlas y pallasadas demostrando asi que de nada sirvio sus estudios en oxford.

Alan
Guest
Alan

Hola Alejandro, interesante página . en cuanto a los items de como identificar a los malos profesores, no coincido en la que tener otro trabajo indica que sea mal profesor. Puede tenerlo y ser uno docente serio también. Con el ítem de la letra tampoco. No creo que sea indicio. Se puede mejorar la letra pero hasta cierto punto.
Bueno, es mi opinión, como docente dedicado y apasionado , y como aún como estudiante.

Saludos alejandro

Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.