14 tips para aprovechar el tiempo de viaje a la facultad
Universidad

14 tips para aprovechar el tiempo de viaje a la facultad

Estudies la carrera que estudies y salvo que vivas muy cerca de tu centro de estudios, vas a estar mucho tiempo arriba de algún medio de transporte para poder cubrir la distancia entre tu hogar y la universidad. El tiempo que se pierde en el transporte público puede ser terriblemente grande. Por eso, para que puedas aprovechar el tiempo de viaje, les presentamos 14 ideas.

Verán que algunas requieren necesariamente viajar sentado, pero otras no.

1. Leer y resumir textos que hay que estudiar

Leer y resumir un texto nos puede ahorrar mucho tiempo para cuando estemos en casa. Es necesario que no nos den náuseas al viajar. Hay algunas personas que no pueden leer estando en un vehículo en movimiento.

2. Escuchar audiolibros

Simplemente necesitamos un teléfono móvil que reproduzca sonido o un reproductor MP3. Para todos aquellos que no se sientan cómodos leyendo un libro, esta es una gran solución. Es super recomendable si viajan parados.

3. Grabar y escuchar la lección que debemos estudiar

Parecido al anterior, solo que en este caso lo que vamos a escuchar es nuestra propia voz repitiendo aquello que tenemos que estudiar. Para ello, obviamente, debemos prepararlo con anterioridad.

4. Jugar videojuegos de inteligencia

En nuestro teléfono móvil podremos instalar juegos para mejorar nuestra habilidad mental y también divertirnos. Y si tenemos internet no hace falta instalar nada. Hay muchísimos juegos online para jugar desde el navegador. Hemos visto muchos de ellos en Mentes Liberadas.

Un hombre que se permite malgastar una hora de su tiempo no ha descubierto el valor de la vida
– Charles Darwin

5. Organizar nuestras tareas

Si empleamos algún tipo de metodología de organización que incluya listas para hacer, como por ejemplo GTD: Getting Things Done, el viaje en el transporte público es un buen momento para actualizarla. La idea no es que completemos la actualización, sino que nos organicemos para realizar todo lo vinculado a ella en el transcurso del viaje. De este tipo de aplicaciones hemos visto muchas en Mentes Liberadas. Yo les recomiendo Todoist. La pueden utilizar incluso si no implementan ninguna metodología.

6. Realizar tareas pendientes

Podemos juntar tareas que tenemos que hacer en una carpeta de pendientes y llevarla siempre con nosotros. En el momento del viaje, nos fijamos que falta hacer y todo aquello que pueda hacerse se hará.

Enviar un correo electrónico, enviar un mensaje, hacer una llamada o incluso realizar una compra online. Tenemos que agradecer que en nuestro tiempo todo eso lo podemos hacer mientras viajamos desde nuestro teléfono móvil.

7. Escuchar música para relajarse, motivarse o algo que no hayamos escuchado nunca

Muchos lo hacen ¿no es así? Pero una buena idea puede ser escuchar música o sonidos para relajarse o si es muy temprano y debemos despertarnos, alguna melodía que nos levante y nos motive. Otra buena idea es escuchar música que no estemos acostumbrados para descubrir nuevos sonidos que pueden llegar a gustarnos mucho.

8. Leer el diario o alguna revista

Un gran problema de muchos universitarios es que viven abstraídos del mundo que los rodea. La idea aquí es estar informado y al tanto de las noticias de actualidad. Al menos para saber si justo hoy es o no feriado.

9. Escuchar la radio o algún podcast

Puede que sea una de las formas de que el tiempo se pase más rápido. Oír un programa radial es casi como mirar la televisión y hace que nos distraigamos. Si no les gustan las transmisiones de radio, pueden escuchar algún podcast de algún tema que les interese.

10. Resolver crucigramas y juegos de ingenio.

Aparecen en publicaciones que son muy económicas y plantean algunos desafíos interesantes para nuestra inteligencia y cultura general. Además, hacen que nos entretengamos un buen rato.

11. Leer

Creo fervientemente que la mejor forma de aprovechar el tiempo de viaje es leyendo. Pero nada de libros para estudiar. Proponemos leer algo de forma recreativa. Una novela por ejemplo. Si les cuesta seguir una novela pueden leer relatos cortos. Siempre recomiendo leer biografías. También está la opción de leer algún ensayo. Cualquier tema que despierte nuestro interés es válido.

Leer lo es todo. La lectura me hace sentir que he logrado algo, he aprendido algo, que soy mejor persona.
-Nora Ephron

12. Chequear el correo electrónico y las redes sociales

Esta es una idea muy buena para los que luego, a la hora de estudiar estando en casa se pasan mucho tiempo con las redes sociales y no comienzan con las obligaciones. Piensen que si logramos aprovechar el tiempo de viaje con estas cosas, no tendremos que utilizarlo luego cuando lleguemos a casa.

13. Cronometrar el tiempo de viaje

Porque a veces no nos damos cuenta y el viaje se hace cada vez más largo cada día que pasa. Mantener un control sobre lo que tardamos en ir y volver puede hacernos ver que tal vez estamos eligiendo mal la forma de viajar y que es necesario analizar si hay alguna alternativa mejor.

14. Dormir y descansar

Si ninguna de estas ideas nos sirven para aprovechar el tiempo de viaje o si simplemente estamos muy cansados, entonces conviene dormir. Sabemos que no todas las personas tienen la habilidad de dormirse en el transporte público. Para los que no puedan, bastará con cerrar los ojos un rato.

2
Deja un comentario

avatar
1024
1 Comment threads
1 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
MLCaro Recent comment authors
Caro
Guest
Caro

Me parece que repites varias cosas aunque me diste buenas ideas como grabar cosas, incluye a tu lista el hacer origami y llevar plastilina eso me lo enseñó un amigo artista, llevar una cámara para tomar situaciones curiosas

ML
Member

Sí, lo de tomar situaciones curiosas está muy bueno. Aparte, con un teléfono móvil se tiene una cámara a mano para hacerlo.
¡Gracias por tu comentario!
Saludos

Alejandro De Luca
Soy programador web. Rebelde autodidacta y cafeinómano. Vivo comparando la vida real con Los Simpsons. Creé Mentes Liberadas para compartir consejos, recursos y herramientas para la escuela y la universidad. Vivo en Buenos Aires, Argentina.